viernes, noviembre 17, 2006

HISTORIA DE JAPÓN. Parte III

Continuación...

ERA DE MEIJI


Esta Era, también es conocida como la Era de la Restauración, debido a que el emperador empleó a fondo el uso de esta palabra en todos los ámbitos.

El emperador Meiji tomó el mandato, y estableció una carrera contra el tiempo para industrializar y occidentalizar a Japón, ya que al finalizar la era de Edo, Japón vivía anclada en la antigüedad. Se instauró la democracia, y se realizó una constitución. A pesar de ello, ésta no guardaba los cánones de la democracia, ya que en su creación las opiniones o ideas del pueblo no fueron tomadas en cuenta. Por otra parte, la democracia permitió la creación de los primeros partidos políticos, en los que se defendía el derecho a opinión del pueblo, y de su participación en las decisiones del gobierno.

Japón luchaba por el comercio, para obtener la fuerza suficiente, y poder así competir con los países europeos. Japón se sentía coaccionado por los países occidentales a su apertura, y reaccionó de la misma forma contra Corea obligando a este país que realizara la misma acción.

A nivel social, se estableció una nueva jerarquía social, y los señoríos y samurais desaparecieron, teniendo que entregar el 90% de sus pertenencias al nuevo gobierno instaurado, sólo se les permitía quedarse con un 10% de sus posesiones, y se les otorgaba un título nobiliario. El gobierno convirtió esos señoríos en prefecturas, lo que dio paso al nacimiento de un sistema burocrático.
Al pueblo se le otorgó el derecho de tener un apellido. En la época feudal, el llevar apellido era un derecho sólo otorgado a la clase dominante, y prohibido a la clase dominada. Por otra parte, también se abrió un registro para llevar un censo de las personas: matrimonios, nacimientos, muertes, etc.
El gobierno se militarizó, y dedicó un tercio de sus ingresos a formar un ejército armado.

Se sucedieron cambios en la estructura, en los siguientes ámbitos:

* Sistema tributario: Se establecieron tasas, que debían pagar y que variarían su cuota anualmente, en función del valor del terreno.

* Sistema educativo: Se instauró la educación como obligatoria.

* Industria nacional: Tomaron como referente el desarrollo que experimentaban los países europeos, e imitaron su modelo de industrialización para ponerse a la par de ellos.
Las fábricas de seda, las minas, así como técnicas provenientes de países extranjeros se expandieron dentro de Japón. El gobierno otorgaba privilegios a las industrias, y a los grandes capitalistas que quisieran invertir en las industrias del país, y que tuvieran visión de desarrollo y crecimiento.

* Comunicaciones: En 1872, se inauguró el primer ferrocarril que enlazaba la ciudad de Yokohama con Tokio. El telégrafo y el correo tuvieron una rápida implantación y aceptación.

* Religión: El sintoismo fue establecido como religión nacional, quedando el budismo y otras religiones fuera de su práctica de fe.

Los padres de este sistema revolucionario en el gobierno fueron Ookubo y Kido.

A medida que el comercio, y la industrialización fueron dando sus frutos, el gobierno estableció nuevos tributos y aranceles a los productos importados, para de este modo proteger su propia industria y los productos de fabricación nacional. Gracias a esta “opulencia” económica, surgió una nueva clase social: la clase media. Debido a sus ingresos, esta clase media era instruida y refinada, y más que clase media tenía inclinaciones a ser una clase burguesa.

Esta era fue conflictiva, ya que Japón se enfrentó a dos guerras. La primera de ellas, estalló en 1894 contra China (La guerra Sino-Japonesa), la cual fue un enfrentamiento por el control del comercio de Corea. Esta guerra, que sólo duró seis meses, promovió el nacionalismo y la fuerza de Japón, ya que ganaron esta disputa por la petición de paz de China, y tras la firma del tratado de paz en Shimonoseki, Japón ganó los territorios de Taiwán y Liaodong.

La segunda guerra, se produce en el año 1904 y esta vez es contra Rusia. La causa de esta nueva contienda, se desarrolló básicamente por la ambición expansionista de Rusia hacia China, y eliminar del comercio a Japón con ese país y Corea.
En esta nueva guerra, Japón salió victorioso bajo la intervención de estados Unidos. Teodoro Roosevelt (presidente americano en aquella época), apoyó a Japón, pero la persuadió a que estableciera un tratado de paz. En ese tratado, se declaró la no intervención de Rusia en Corea, y otorgaba un derecho de arrendamiento de la península de Liaotung, una vía férrea desde Changchun hasta Lüshun y la mitad de Sakhalin a Japón. Japón quedó descontento con el acuerdo, pues esperaba concesiones de territorios.

Debido a estas guerras, los campesinos se volvieron aún más pobres. El gobierno abrió sus puertas, promoviendo la emigración de sus habitantes. El país por excelencia en recibir los nuevos emigrados fue Estados Unidos, sin embargo se emitieron visas a otros países de América como Brasil, Perú, y México.



ERA DE TAISHOO


El príncipe Yoshihito fue el sucesor del tennoo, que luego se cambió el nombre por Taishoo.
En el año 1914, estalla la guerra de Inglaterra, Francia y Rusia contra Alemania y Austria. Inglaterra le pidió a China que atacara los navíos que se encontraban en Chingtao, que era la base naval con la que contaba Alemania en China. Japón pensó que era una buena excusa para expandir el territorio, y por ende el comercio a China. Tras un ultimátum de desocupación a Alemania, el cual no atendieron, Japón atacó la base naval, y se hizo con el territorio fácilmente. China le pidió luego a Japón que lo desocupara, pero permanecieron con el pretexto de despojar al enemigo. Esta guerra se prolongó cuatro años. Al mismo tiempo, en Europa estallaba La Primera Guerra Mundial. La economía japonesa, debido a la debacle mundial y a su propia guerra con China, primero entró en recesión, pero luego fue en crecimiento debido a la venta de armamento bélico, así como de suministro de alimentos a América y a la propia China, ya que Europa había cortado el suministro.

En el año 1918, tras la culminación de la primera guerra mundial, los países europeos se reunieron en una conferencia por la paz. Japón fue invitado como representante asiático, ya para formar parte de lo que se llamó La Liga de las Naciones. Japón no aceptó las visiones democráticas expuestas, y continuo con su afán imperialista sobre China, tampoco aceptó las normas laborales internacionales.
Esta ansia imperialista de Japón, provocó un resentimiento en el pueblo de China y Corea.

El 01 de septiembre de 1923, Japón se vio sacudida por un gran terremoto en Kantoo. Tokio, Yokohama, y sus inmediaciones quedaron destruidos, en parte también por los incendios que se sucedieron en la ciudad consecuencia del terremoto, la mitad de sus habitantes quedaron sin hogar. Esto agravó aún más la economía del país.

En 1925, se decreta la ley de sufragio universal, cuya verdadera intención por parte del gobierno, no era democratizar más al país, sino aplacar al pueblo para evitar futuras revueltas o rebeliones debido a la discriminación social, sin embargo quedaron excluidos a este derecho las mujeres y los menores de 24 años.

En relación a la cultura, durante esta época se dio un giro, y con la aparición de la burguesía permitió el apoyo de este sector a las artes: teatro, cine, y deportes. En ese mismo año aparece la radio, y se escucha la primera emisión, con lo cual se amplió la cultura del pueblo, ya que podían escuchar música, noticias, novelas, dramas, transmisiones de teatro, y del deporte. A pesar de ello, el gobierno censuraba las emisiones.


ERA SHOOWA

Tras la muerte del emperador Taishoo en 1926, comenzó para Japón una de las eras más conflictivas y dolorosas de su historia. Tras la subida al trono de Hirohito, marcó el inicio de nuevas represiones al pueblo, el cual fue objeto de torturas, ultranacionalismos, atentados, y posteriormente el desencadenante de La Segunda Guerra Mundial.

En febrero de 1928, se llevó a cabo la primera elección. Se formaron partidos proletariados, como el comunista, sin embargo el gobierno no apoyo la proliferación de éstos, y más bien se encargó de fortalecer el propio, para así evitar que el pueblo se hiciera con el poder que se encontraba hasta entonces monopolizado.

La crisis económica de los años 30, que surgió en Estados Unidos, afectó al mercado japonés, donde los campesinos una vez más fueron seriamente afectados, teniendo que rebajar el precio de sus cultivos. Ese mismo año, y curiosamente, apareció el primer atentado terrorista que se perpetraba contra el primer ministro de aquella época. El móvil de dicho atentado, fue en venganza por la crisis económica en la que se encontraba hundido Japón.

En 1937, Japón invadió China, el sudeste asiático, y el Océano Pacifico. Lógicamente, el sustento de un ejército sin recursos provenía de las restricciones a las que se sometió al pueblo japonés. Japón quería formar un bloque, formado por los países de Asia Oriental y dirigido por ellos. Esta ocupación fue la más sangrienta y violenta que llevó Japón con el resto de los hermanos países asiáticos. Hace años me leí un libro desgarrador, y al mismo tiempo conmovedor: “Las Orquídeas Rojas de Shanghai” donde a través de una historia real se narra la ocupación del ejercito japonés en Corea, y el sometimiento y vejaciones hacia su pueblo. Las huellas de esta guerra, así como el rencor de estos países hacia Japón, por el trato a su pueblo durante estas guerras, permanecen aún en la memoria en un substrato de la población de los mismos.

Mientras esta guerra se desarrollaba en Japón, en Europa se desarrollaba otro conflicto armado, tras la aparición en 1933 de Adolfo Hitler en Alemania, y el nacimiento del nazismo, de Benito Mussolini en Italia, y el fascismo, y mientras en España se desarrollaba la Guerra Civil bajo la mano del General Francisco Franco, y donde Alemania e Italia participaron en bombardeos de varias ciudades españolas, entre ellas Guernica. Japón había establecido una alianza militar con Alemania e Italia. El detonante de La Segunda Guerra Mundial, fue la invasión de Polonia por parte del ejército nazi en 1939.

Estados Unidos entró en escena, como aliado de los países asiáticos que estaban bajo el dominio japonés, para ejercer presión sobre Japón, y coaccionarlo a la desocupación de China, cortó el suministro de petróleo, pero Japón se hizo con las reservas holandesas que se encontraban en Indonesia, invadiendo ese territorio.
La ganancia de sendos territorios de la región asiática por parte de Japón, marcó el crecimiento de su ego, y de plantearse de lanzarse a la guerra contra Estados Unidos.
Estados Unidos lanzó un último llamado final a Japón, pidiendo la desocupación de China, y que rompiera la alianza con Alemania e Italia.


Estados Unidos se quedó enclavada en la Bahía de Honolulu para evitar que Japón invadiera las Indias Orientales holandesas y Malasia. La respuesta de Japón fue el ataque a Pearl Harbor en 1941, ataque que empezó a primera hora de la mañana, y se definió en tres horas, bajo bombardeos intensos y por sorpresa de Japón, lo que llevó a la derrota de Estados Unidos en esta batalla. Este ataque tensaría aún más las relaciones políticas entre los dos países. Durante el ataque a Pearl Harbor, apareció la figura de los “kamikazes” (viento volador), o los “tokkootai” como preferían llamarse los japoneses. Eran jóvenes patriotas que estrellaban sus aeronaves contra las naves americanas.

La respuesta de Estados Unidos por el ataque en Pearl Harbor, no se hizo esperar, y consistió en el ataque a la flota japonesa en la cercanía de las Islas Midway. Estados Unidos se había enterado de las intenciones de Japón de invadir estas islas, porque habían interceptado sus comunicaciones.

Ríos de sangre seguían corriendo en Asia. Japón creía que ganaría la guerra en el transcurso de dos años, pero lamentablemente seguía su desarrollo, sin embargo las fuerzas, el armamento, y el suministro de alimentos de Japón comenzaba a mermar. Tras el debilitamiento de la fuerza nazi en 1943, Japón comenzaban su retirada de varios de los territorios “conquistados”. Durante esos años el pueblo vivió bajo la miseria absoluta, ya que imperaba desde el comienzo de la guerra un sistema de racionamiento de alimentos, productos básicos y vestido.

En 1944, y tras la resistencia militar de Japón a la rendición y a la desocupación de los territorios asiáticos ocupados, Estados Unidos comenzó los bombardeos sobre Japón, que al principio solo afectaría a objetivos militares, pero lamentablemente luego llegó a afectar a civiles. A las 8:15 del 6 de agosto de 1945, es un momento que ha marcado la historia de Japón, y que permanece imborrable, Estados Unidos soltó una bomba atómica- transportada por el bombardero estadounidense B-29 “Enola Gay”- sobre el centro de la ciudad de Hiroshima. La ciudad quedó arrasada en poco segundos, y 160.000 personas murieron al instante. Tres días más tarde, otra bomba atómica fue soltada en Nagasaki, 70.000 victimas fue el saldo de este nuevo ataque. La cifra tan baja de victimas en Nagasaki, la atribuyen a que la bomba se desvió de la trayectoria de caer en el centro de la ciudad.

Esta acción fue duramente criticada, incluso por científicos que advirtieron de las consecuencias devastadoras y dramáticas sobre la población. La justificación arrojada por Estados Unidos es que con ello quería terminar definitivamente una guerra que parecía inacabable, y evitar la intervención de la Unión Soviética que comenzaba su guerra con Japón.
El 15 de agosto de ese mismo año, y por decisión del tennoo, se declaraba el fin de la guerra. Un mes antes Estados Unidos, Inglaterra, China y la Unión Soviética se reunieron para realizar la Declaración de Potsdam donde se establecía:

* La ocupación de Japón hasta restablecer el orden, bajo el mando del Jefe Supremo del pelotón de las Fuerzas Aliadas General Douglas Macarthur, y neutralizar el poder militar.

* Desarme del ejército, y prohibición de la industria bélica.

* Restauración económica e industrial, la ejecución de los criminales de guerra.

* La instauración nuevamente de la democracia.


Bajo la ocupación se restableció el orden, se ejecutaron los criminales, y responsables de la guerra, se estableció una reforma agrícola y laboral, y se promulgó una nueva constitución en 1947, donde la mujer fue tomada en cuenta, en cuanto al derecho de opinión y de participación política y socialmente, así mismo el sistema educativo sufrió una nueva reforma.

Otros sucesos importantes que acaecieron en esta era fueron:

- La independencia de los países del sur-este asiático
- La Guerra entre las dos Coreas
- El nacimiento de la ONU

En 1952, terminó la ocupación de Japón por parte de Estados Unidos, a través del tratado de San Francisco firmado en el año precedente.

El país inició un enorme esfuerzo para superar la crisis económica, y a producir alta tecnología en el campo de la electrónica, robótica, informática, automotriz, y banca.
Japón logró convertirse en una de las primeras potencias económicas, en las décadas sucesivas de los 60 y 70.


Japón tuvo un repunte económico gracias a los Juegos Olímpicos, celebrados en 1964. Se invirtió un trillón de yenes en la construcción de infraestructura, y de redes ferroviarias, entre ellas la del tren bala (Shinkansen). Así mismo, en el año 1970 en Osaka se llevó a cabo la Expo.

En el año 1968, y como consecuencia del crecimiento del comercio exterior, el PNB (Producto Nacional Bruto) japonés era el tercero del mundo, este crecimiento económico se vio paralizado por la crisis del petróleo en 1973, a consecuencia de la Guerra en Oriente Medio, y en 1974 registró un crecimiento negativo por primera vez después de la postguerra. En 1975, se declaró el fin de la Guerra de Vietnam, después de 15 años de contienda, en la que Japón había servido de submarinos nucleares y de portaviones a Estados Unidos, debido al Tratado de Seguridad que mantenía con Estados Unidos, y de prestar sus bases militares en Okinawa y Yokohama.

De 1976 a 1989 Japón experimentó un despegue económico. La industria automotriz generaba millones de yenes anuales, así como de la variedad de vehículos, convirtiéndose en la mayor del mundo. La apertura de Japón al mundo, promovió varias Expos en diversas ciudades, que por su atractivo promovió el turismo y el ingreso de dinero en su balance, lo cual generó un superávit durante esos años prósperos.
El yen se encontraba fuerte frente al dólar, de acuerdo a la paridad bancaria de cambios de monedas, los tipos de interés se encontraban bajos, y esto también promovió a un aumento del consumo.

El 07 de enero de 1989, el emperador Hirohito murió victima de un cáncer a la edad de 87 años, cerrando así una de las eras más convulsivas, y dolorosas dentro de la historia de Japón, la Era de Showa.



ERA DE HEISEI

Tras la muerte del emperador Hirohito, fue coronado en 1990 como emperador Akihito, que es el hijo mayor de Hirohito, como marca la tradición.

Nos encontramos actualmente en la Era de Heisei, que literalmente significa: paz interior y prosperidad exterior, o de paz en todas partes. Los años se cuenta a partir de 1989, que es el primero de la Era de Heisei, por lo que el año actual (2006), representa el décimo octavo año de la era.

En el año 1992, el nuevo emperador visitó China restaurando las relaciones con ese país. La economía experimentó un cambió, y entró en depresión, y deflación del precio, a consecuencia de la caída de la bolsa japonesa (Nikkei 225). Muchas empresas fueron compradas, por empresas americanas y europeas. Es durante estos últimos dos años (2005-2006) que la economía de Japón comienza a salir de la recesión.

En 1995, ocurrieron dos hechos trágicos. El primero fue el terremoto que sacudió la ciudad de Kobe, donde murieron más de 5.000 personas, la peor tragedia acaecida desde el de Kanto (1912).
El segundo fue cuando se perpetró el ataque terrorista de una secta fanática, que lanzó gas sarin en el metro de Tokio, con un saldo de 12 muertos y más de 5.000 heridos, los líderes de este grupo fueron detenidos y ejecutados.



A nivel político, el partido liberal democrático (LDP), de índole conservador, fue derrocado, pero se reinstauró al año siguiente. El hasta hace poco primer ministro Junichiro Koizumi, trajo una interesante mezcla de nacionalismo y de reforma al país. Me encantaba este primer Ministro =O), con su carácter un poco excéntrico pero de mentalidad abierta a los cambios, igualmente creó grandes expectativas en la población. El actual primer ministro es Shinzoo Abe, también del LDP.



Comentario final

Podría sacar conclusiones, basándome en la historia de este maravilloso pueblo, pero prefiero que esto sea un ejercicio personal. Lo que puedo comentar, es que gracias a los valores infundidos en su pueblo, los japoneses son muy agradecidos y abiertos en el trato. Debido a su religión, el Shintoismo, y de la que hablaré en una futura ocasión, cada actividad que realice el japonés está marcada de una simbología, y de un ritual previo, llegando en algunas ocasiones a ser ceremonial.
Raquel Méndez


En la próxima entrega:

Akiko os hablará del Shichi-go-san, y yo sobre las Geishas: Doncellas del Placer

Etiquetas:

6 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Realmente interesante. La historia japonesa es fascinante.
Un par de preguntas. Qué determina el fin de una era y el comienzo de otra?
Por qué dentro de la cultura japonesa se da siempre tanta importancia al honor?...o es lo que nos intentan vender desde las películas y documentales...
Enhorabuena, de nuevo. No se cómo has sido capaz de compilar toda la historia japonesa en tres capítulos, Raquel, pero me descubro.

Un beso para las dos... o mejor dos: )
Halle

4:34 p. m.  
Blogger Akiko y Raquel said...

Querido Halle,

Aunque te escudaras en el anonimato, agradezco tus comentarios y tus preguntas =O).

Muy buenas tus preguntas, y dentro de los conocimientos que tengo intentaré respondértelas.
Si te fijas en la historia, podrás encontrar que al principio se basaban o en el nombre del pueblo, como es el caso de la Era de Jomón, o en el tipo de construcciones u objetos encontrados, como es el caso de la Era Kofun, que era el nombre que recibían los montículos de tierra a manera de tumbas, o la Era Yayoi que era como se llamaban las cerámicas encontradas de esa era en excavaciones en Tokio.

Luego el nombre de las Eras fue en función de la ciudad donde se asentaba el Shogun, o llevaban el mismo nombre del Shogun (Asuka, Nara, Heian (Kyoto), Kamakura, Muromachi, Edo (Tokio), Ieyasu (Shogun), Hideyoshi (Shogun), etc).

Después de la Era de Edo, cuando el poder fue restituido por el tenoo (Emperador), el nombre corresponde al Emperador que gobernase en esa época (Taishoo, Meiji, Shoowa (que fue el nombre póstumo postmorten que le dio el gabinete japonés a Hirohito).

La Era Heisei marca una diferencia, ya que su nombre proviene de un libro de filosofía China, y que significa paz en todas partes, es lo que Japón quería después de la era de guerras de la que salían con Hirohito.

¿Qué marca su duración?, pues el tiempo que vivía cada Shogun en el mandato, o en su defecto cada Emperador.

Sobre el tema del honor, es totalmente cierto. Piensa que su poder fue militar desde el principio, y como cuerpo militar le debían respecto y fidelidad absoluta al Shogun. Los samurais (de los cuales os hablaré más adelante =O)), basaban su formación de guerreros en el bushido, donde uno de los principios es el honor, e incluso morir en su nombre. Las películas que vemos, si son de directores japoneses, intentan sumergirnos en esa parte histórica verídica.
Si te ha gustado la historia japonesa, te recomiendo que leas más bibliografía, yo os he dado lo principal, y realmente es apasionante.

Espero haberte respondido a tus preguntas =O).

Gracias por escribir, y sigue leyéndonos!!

Más besos para ti =O))

Raquel

11:27 p. m.  
Blogger macky said...

Hello Raquel,
Excellent job!! You have finished the description of Japanese history, from Jomon to Heisei. Great! I need to study Spanish to enjoy this blog fully.

6:23 a. m.  
Blogger Akiko y Raquel said...

Hi dear Maky,

It is nice to read you here!!! =O).

Thank you so much for your kindness words, and regret that you can’t understand =O( a pinch of it.

Lovely, if you try to learn Spanish!, so we both can do an exchange, I help you with your Spanish, and you can help me with my Japanese =O).

Dômo arigatô, moikai =O)

Raquel

9:22 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Soy nuevo en este blog pero yo se bastante de la era "moderna" como diriamos los occidentales del Japón... Pero tengo una preguntas. La alianza con Alemania fue una excusa (más o menos) para ocupar territorio de Indochina i el continente asiatico , pero entre el eje (Unión de Alemania, Italia y Japón) hubo una cooperación tecnologica o solo era una alianza de interés propio? Y otra cosilla... Los kamikazes me parece que no se aplicaron como tales hasta el final de la guerra durante la retirada del imperio cuando cargaban a los aviones con explosivos a la desesperada, me equivoco? Lo leí en la revista Sapiens... Un articulo sobre los kamikazes.

Auledas, desde Barcelona.

12:28 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Perdona pero se me a olvidado XD sabes donde se podrian comprar teclados japoneses en España? Es que no hay forma de encotrarlos ¬¬

Auledas

12:30 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home